Mazzy Star desapareció del mapa durante 17 años y en 2013 lanzó su cuarto álbum de estudio. En ese año Wenceslao Bruciaga publicó un texto acerca del Seasons Of Your Day en nuestra versión impresa. Cinco años después hemos decidido retomarlo para que se nos enchine la piel una vez más previo a la presentación de la banda californiana en el Festival NRMAL.

TXT:: Wenceslao Bruciaga

Si la memoria de todos aquellos nacidos después de 1975 y hasta 1981 no nos falla, Fade into you era el video mimado de 120 minutes, aquel show de Mtv dedicado a bandas y artistas auténticamente alternativos, allá por el otoño de 1993. Incluso cuando el canal de videos inauguró su MTVLA desprotegiéndonos del subterráneo gringo, el single logró mantener su estatus de suceso para las audiencias hispanoparlantes, que incluso encontramos un vínculo de identidad cuando supimos que la encantadora vocalista de labios robustos respondía al nombre de Hope Sandoval y que había crecido dentro de las costumbres propias de una familia de tradición latino-católica arraigada en Los Ángeles.

Con Fade into you, Mazzy Star supuso un ensoñador aprendizaje hacia la psicodelia de estepa desértica, a la paciencia de un poemario romántico y ácido y afeminado para todos esos adolescentes que crecíamos enajenados con la guitarrería proveniente del grunge, el cual estaba en su virtuoso apogeo, aunque con también sus respectivos facsímiles. Y a la par de los sucedido con el grunge que traspasó el terreno musical para imponer una moda urbana, de algún modo, los mismo sucedió con Mazzy Star o más específico con la imagen de chica retraída vintage que mostraba la Hope Sandoval en su video o presentaciones de estudio, como aquel miniconcierto de 17 minutos precisamente para 120 minutes, que iniciaba con la nocturna canción Into the dust. Aún recuerdo a algunas compañeras mías de la prepa comprando botas mineras o industriales (muchas veces en la sección de caballeros o tiendas de uniformes obreros en la Av Juárez de Torreón) y telas a cuadros escoceses para confeccionarse minis tal cual las usaba Hope Sandoval.

Según un texto escrito por Richie Unterberger para el libro The Rough Guide to Rock editado por Peter Buckley, el dúo de Hope Sandoval y David Roback era la respuesta de oscuridad folk pincelada por primera vez en The End de los Doors para la generación x, con acordes de guitarras hipnóticas heredadas de la escuela Velvet Undeground y un poco de los acordes del country en escala mayor.  Después de todo, tanto la banda de Jim Morrison como los Mazzy provienen de ese árido escenario de ilusiones tan extravagantes como desoladoras que es California y cuya atmósfera narrativa es capturada a la perfección en las baladas de Mazzy Star, cuyo origen tiene un barrio específico: Santa Mónica.

La historia cuenta que Mazzy Star es algo así como el orgullo mainstream de un discreto movimiento cien por ciento angelino (aunque después se extendería geográficamente) llamado Paisley Undreground que en términos prácticos, consistía en bandas que fusionaban la psicodelia del rock de antaño (como el de The Byrds o Mamas and the Papas) con acordes de folk y del cual unos de sus entusiastas más inquieto era David Roback.

A mediados de los 80, mientras Roback atizaba el fuego del Paisley Undeground en bandas como Opal, Hope Sandoval a mitad de la secundaria y el bachillerato ya ponía a prueba la imaginación efebofílica de las audiencias con Going Home, proyecto/dueto de folk minimalista al lado de Sylvia Gómez dónde ya apuntaba a la poesía entonada de lo que sería Mazzy Star.

Kendra Smith, bajista de Opal, fue la primera en toparse con Going Home y el talento lírico y vocal de la Sandoval, a quién casi de inmediato le propusieron integrarse a Opal y cuándo Smith dejó la agrupación por irse de farra shoegaze con los Jesus and Mary Chain, Hope Sandoval ocupó su lugar. Opal no duró mucho tiempo pero su estilo musical fue decisivo en la germinación de lo que a futuro sería Mazzy Star.
Resultado de imagen para so tonight that i might see
En realidad, So Tonight That I Might See, el álbum que contenía el single Fade into you era el segundo en la carrera de Mazzy Star, primero fue She Hangs Brightly editado en 1990, ambos por el sello Rough Trade. En 1996 saldría al mercado Among My Swan, un álbum en dónde la melancolía predominaba por encima de la psicodelia aunque no podía faltar el sello Mazzy de canciones en descenso al subconsciente de sentimientos y pasiones nostálgicas. Después, no hubo más que silencios indeterminados, colaboraciones de Hope con Death in Vegas o Massive Attack, un proyecto de Sandoval con los Warm Iventions y la ilusión de un nuevo disco de Mazzy Star que pareciera nunca llegaría.

Tras 17 años de ausencia, la dupla Sandoval / Roback regresarían con Seasons of your day, el tan esperado cuarto álbum de Mazzy Star. Grabado de forma independiente, sus 10 tracks son una continuación de esos éteres melancólicos y psicodélicos de Santa Monica California, intactas en la canción que abre el disco Into the kingdom, con inevitables guiños a los recuerdos de la adolescencia (I´ve gotta stop) y una madurez que no reniega del country adulto (Flying low).

Es hora de volver a soñar con los amores de California.