Agora no necesita que la comunidad metalera le recuerde constantemente que es una gran banda, pero hay ocasiones en que, ellos y muchos otros, requieren recordárselos a sí mismos.

Ya con “Imperio”, el primer sencillo del disco del mismo nombre, planeado para mayo de este año, habían dejado claro que estaban en la búsqueda de algunos matices, sonidos o caminos diferentes. Con la presentación de “Coloso”,  el segundo sencillo de Agora, el manotazo en la mesa parece más bien un hachazo.

“Coloso” es un tributo al último rinoceronte blanco macho del norte que quedaba vivo y que al morir en marzo de 2018, marcó la extinción casi definitiva de la especie, pues las dos que quedan son hembras que ya no tienen manera de procrear.

Musicalmente también es colosal, aunque un poco más cercana a lo que se espera de Agora. Y ojo que eso no significa nada malo, al contrario, tiene elementos que harán que los fans más veteranos se sientan en casa, pero con la frescura de prender un aire acondicionado o un ventilador en tiempo de calor, aunque al mismo tiempo mantiene la línea del primer sencillo, en el sentido de ofrecer un acercamiento mucho más crudo y potente a la música.

En “Colosal”, Agora mantiene los riffs pesados que de inmediato obligan a sacudir al cráneo, un trabajo excepcional en la batería que le da una gran solidez al concepto y como detalle especial, la aparición de Derek Sherinian en los teclados. Esa parte justamente será la que más agrade a los vieja guardia, porque sin abusar, le dan un toque progre a la canción.

“Coloso” es como cuando ves a un karateka que rompe una pila de ladrillos con un puño, es brutal y al grano, pero también como ese artemarcialista que cuando se prepara para dar el golpe hace un pequeño ritual, es elegante.

Cuando las bandas importantes de la escena de un país salen al ruedo y de verdad le recuerdan a la gente por qué es que se les considera de esa manera, todo se vuelve claridad y alegría. Cero y van dos afirmaciones del quinteto capitalino de que “Imperio” será un disco al que habrá que apostarte sin dudar.