Música

Franz Ferdinand: “queríamos ser como The Beatles”

/
265,968
franz-ferdinand-alex-kapranos-hits-to-the-head-the-beatles
Ambulante 2024

Se trata del combo que cambió la música pop a principios del siglo XXI y que este año han llevado sus hits de gira por todo el mundo. La banda hizo escala en México y aprovechamos la oportunidad para platicar con Alex Kapranos, el creador de algunos de los más grandes himnos de la generación indie dosmilera.

TXT:: Jacobo Vázquez

¿Es esta gira que la banda sostiene, Hits to the head, una celebración de la carrera de Franz Ferdinand?

Es la celebración de todo lo que nos ha llevado a este punto. No es algo común para una banda tocar todos sus sencillos porque usualmente cuando sales de gira estás estrenando un nuevo álbum, aunque claro, también tocas temas viejos. Esta tour es emocionante porque hicimos  una selección de los temas que nos han mantenido vigentes durante toda nuestra carrera. 

Sé que estoy frente a uno de los mejores compositores de la música pop contemporánea, ¿cuál es el secreto detrás de un hit?

Creo que el secreto es que no hay ningún secreto. Cuando escuchas un hit te sientes bien, sabes que tienes algo bueno. Cuando trabajas con fórmulas es cuando empiezas a hacer música que no te mueve. Hay música hecha a través de fórmulas, pero creo que tienen un fin: satisfacer el algoritmo. Cuando buscamos el nombre para nuestro álbum de hits nos sonó lógico llamarlo Hits to the head, hits to the heart, hits to the feet… porque es la sensación que une a mi corazón y mi alma al escuchar una canción que me transmite algo. Un hit es algo que te mueve física y emocionalmente. Yo no escribo canciones para hacer hits, escribo canciones porque es algo que me gusta hacer. Imagina a un gran pintor, pongamos como ejemplo La gioconda de Leonardo Da Vinci o Los girasoles de Van Gogh, no creo que ellos estuvieran pensando en hacer una obra maestra, lo importante eran las ideas y la técnica que había alrededor, pero sobre todo el sentimiento que los movía para crear esa obra.

Dejaste tu empleo como maestro para enfocar todo tu tiempo y energía en Franz Ferdinand, ¿cómo recuerdas esos momentos?

Estaba trabajando medio tiempo como maestro, había un balance perfecto en mi vida en aquellos años porque tenía tiempo suficiente para hacer música y desarrollar mis ideas, además de dinero para pagar mi renta y mi comida. Pero mis instintos me decían que algo podría suceder con mi música. Esa situación me parecía emocionante y peligrosa al mismo tiempo, porque podía dejar la seguridad de una vida estable por la ilusión de perseguir mis sueños. Mis momentos favoritos en la vida son cuando no me siento seguro. Cuando salgo al escenario, en ese momento dejo de sentirme seguro y sólo puedo confiar en mis instintos. Debo de confiar en ellos para que el show tenga éxito. Recuerdo esa etapa de mi vida con cariño, afortunadamente todo salió bien.

El primer disco de Franz Ferdinand cambió las reglas al arrancar los dosmiles, ¿estaban conscientes del cambio que generaban?

¡Claro! Era nuestra ambición cambiar las cosas, hacer música de una manera diferente. De hecho, el nombre de la banda tenía ese propósito, porque cuando el archiduque Francisco Fernando fue asesinado, el mundo ya no fue el mismo. Queríamos ser una de esas bandas que una vez que aparecen, las cosas ya no son iguales. Nirvana es un buen ejemplo de ello, así como The Strokes, obviamente The Beatles. Todavía antes de que nuestro primer disco saliera las cosas se pusieron bastante intensas, teníamos conciertos en Alemania y Japón, luego Glastonbury. Cincuenta entrevistas en un día. Ni siquiera había tiempo de pensar qué estaba pasando. Sí creo que nuestro primer disco cambió el panorama musical de aquellos años, fueron momentos muy locos.

¿Qué tan importante es la moda para Franz Ferdinand?

Es parte de lo que somos. Además de la música, es la forma en la que nos expresamos. Nuestro concepto trata de juntar diferentes expresiones artísticas y enfocarlas. Por ejemplo, nuestros videos, nuestras portadas y, por supuesto, la forma en que nos vestimos. Sabía que tenía entrevista hoy, y pensé en qué ropa me iba a poner, porque es parte de nuestro concepto. Tengo que decir que me fascina el mundo de la moda, lo encuentro muy inspirador. Tengo muchos amigos diseñadores, es un mundo diferente al nuestro. El mundo del rock & roll y el de la moda se inspiran mutuamente.

¿La ropa que utilizan es diseñada para ustedes o la compran en tiendas, como lo hace mucha gente?

Es una mezcla de las dos. A veces usamos ropa de diseñador hecha especialmente para nosotros; hoy que estoy usando una camisa vaquera vintage de los años 50 que compré en Polonia, estos pantalones que tengo los compré en México, son unos Wrangler de poliéster, me gustan porque se ajustan muy bien a mi tipo de cuerpo. Tengo dos sastres, se puede decir que es una de mis pocas extravagancias en la vida. Uno de ellos es de Londres, es de origen griego y lleva haciendo trajes cincuenta años, es todo una artista, solía hacer trajes para los artistas de la Motown en los 70. ¿Sabes? Mi madre era costurera, ella me enseñó a arreglar mi ropa. De hecho hace poco me ajusté unas prendas que me quedaban grandes.

Escocia tiene un legado de bandas muy innovadoras; Cocteau Twins, Jesus and Mary Chain… ¿A qué crees que se deba esto?

No sé exactamente por qué suceda esto, lo que te puedo decir es que hay un porcentaje muy elevado de bandas per capita, creo que es un aspecto cultural, vas por la calle y sabes que hay mucha gente haciendo muy buena música, y eso te hace pensar: si una persona ordinaria está haciendo música, yo también lo puedo hacer. Por otra parte, hay una gran tradición del “hazlo tú mismo” y esto hace que la gente busque la originalidad en sus propuestas para distinguirse del resto.

¿Qué viene para Franz Ferdinand?

Terminaremos la gira y grabaremos un nuevo disco. Seguimos inspirados y eso seguramente se va a ver reflejado.

Staff

Staff

21 años hablando de cultura pop nos respaldan. También hacemos Festival Marvin.

Relacionadas

Auditorio BB