La nueva generación de consolas cada vez está más cerca de salir al mercado y con ello nuevas filtraciones sobre las especificaciones técnicas han salido a la luz.

Aunque sabemos que estas dos nuevas consolas llegarán hasta finales de 2020, muy pocas son las características que hemos podido ver sobre estos dos monstruos del gaming. Hasta ahora sabemos que los dos tendrán  un CPU Zen 2 de AMD, y discos SSD. Detalles mayores permanecen aún ocultos.

Uno de los más grandes misterios es la potencia que tendrían estas dos consolas y que ahora gracias a una nueva filtración descubierta por GitHub lo sabremos.

Según esta filtración, la PS5 tendría una potencia de 9,2 Teraflops, mientras que la de la Xbox Series X, sería de 12 Teraflops, agregando que la GPU de Sony tendría por nombre Oberon, mientras que la de Microsoft, Arden. 

Oberon ofrecería 36 unidades de computación Navi a 2.0 GHZ y su procesador dispondría de una memoria GDDR6, con una transferencia de 448GB/s a 512GB/s. Además de esto, la GPU contendría varios modos que permitirían la emulación. Sobre Arden, se comenta que tendrá 56 unidades de computación Navi, mientras su tasa de transferencia sería de 560 GB.

Hasta ahora no existe una confirmación oficial de ambas compañías sobre estas especificaciones. Por lo que es importante tratar esta información con pinzas.

Recuerda que la PS5 y el Xbox Series X llegarán a finales de 2020.