Si escribes, tocas y grabas música con regularidad, es probable que en este punto tengas tus plataformas favoritas para consumir la música de otros artistas. ¿iTunes o Apple Music?, ¿Spotify o Deezer? ¿Amazon o TIDAL? ¿Soundcloud o Bandcamp? ¿YouTube o Pandora?, es simple, hay un montón de opciones para escuchar estos días y TuneCore esta aquí para orientarte.

Cuando comiences a preparar tu próximo lanzamiento, ya sea un sencillo, un EP o un álbum completo, es posible que surjan varias preguntas: ¿cómo consigo mi música en estas plataformas? Y si has llegado muy lejos, probablemente también te estarás preguntando: ¿cómo puedo ganar dinero con mi música en línea? Bueno, no eres el único en este mar de dudas.

Las plataformas gratuitas como YouTube, Bandcamp y Soundcloud únicamente requieren de un registro, tantito tiempo para crear tu cuenta personal y cargar los archivos de audio. Obviamente, las ventajas de esto son el precio y el acceso a los fans. Bandcamp incluso te permite establecer un precio y vender lanzamientos directamente desde tu página. Pero, ¿qué pasa con esas tiendas de música digital y plataformas de streaming a las que los fanáticos pueden suscribirse? Seguramente todo lo que uno necesita hacer es enviarles su música directamente y tan tan, ¿verdad?

Antes de entrar en detalle, demos un ligero repaso.

HISTORIA
Corría el año 2006. La industria de la música lleva varios años sufriendo por las descargas ilegales entre los fanáticos en línea. Las ventas físicas continúan yéndose pa’ abajo, las principales discográficas están reduciendo su varo y los estrategas musicales se siguen dando de topes para reconciliarse tras años de negarse a adaptarse a un cambio digital total.

Aunque pareciera, no todo está feo. iTunes se está rifando y demuestra un sólido desempeño como líder del mercado de descargas digitales pagas y legales; de hecho, en este punto han alcanzado los mil millones, y Amazon Music también está comenzando a tener un impacto. Sin embargo, iTunes era el lugar al que acudir para descargar tus lanzamientos favoritos, y cada sello que valía la pena mencionar suministraba al minorista digital semanalmente. Ya sea trabajando directamente con Apple (sellos principales) o mediante redes de distribución (sellos independientes), los fanáticos de todos los géneros tenían un lugar para encontrar nuevas canciones y los sellos tenían un lugar para comercializarla.

Pero al igual que antes, los artistas independientes sin firmar se sintieron fuera de la fiesta. Sin una etiqueta o un acuerdo de distribución, los artistas no podrían simplemente enviar su música y venderla en iTunes o Amazon Music.

¡Eso es, por supuesto, hasta que TuneCore llegó a la escena!

Órale pues, le andamos echando muchas flores a TuneCore. Pero realmente, la oferta de TuneCore fue un momento disruptivo en la industria: al pagar una pequeña tarifa de suscripción y seguir todas las pautas de formato instituidas por las tiendas, los artistas independientes y sin firmar podían distribuir digitalmente su música y quedarse con el 100% de sus ingresos. Fue el comienzo de una época de empoderamiento para los creadores, y solo mejoró en el panorama digital.

Aquí tenemos un gran salto hasta más de una década después: iTunes sigue siendo un nombre familiar, pero la transmisión de música digital se ha convertido en la norma. En todos los continentes del mundo, existen plataformas de descarga y transmisión que millones de fanáticos de la música usan todos los días. ¿Y las buenas noticias? ¡Ya le están pagando a los artistas!

Entonces, ahora que sabes que registrarte en TuneCore es un boleto de ida para tener toda tu música en plataformas digitales, vamos a analizar lo que no te deja dormir: el billete.

DESCARGAS
Los archivos descargados fueron el primer formato de música digital que los fanáticos pudieron comprar. Todo esto sigue disponible y ayudan a muchos artistas a pagar sus rentas (o las chelas) cada mes. Cada tienda que vende descargas digitales tiene su propio pago a los artistas. Echemos un ojo a iTunes y dólares estadounidenses:

Un sencillo digital en iTunes = $ 0,99 ($19.95 MXN)

Apple / iTunes recibe = $ 0.29 ($5.84 MXN)

El artista recibe = $ 0,70 ($14.11 MXN)

TuneCore recibe = $ 0 (pues 0, carnal)

En este ejemplo, para obtener ganancias, la tienda toma alrededor del 30%; el artista gana alrededor del 70%; si el artista distribuye a través de TuneCore, se queda con ese 70% total; algunos otros distribuidores digitales cobran una comisión, pero puede leer sobre nuestros precios aquí.

STREAMS
Si está menos familiarizado con los streams, esencialmente significa que los oyentes pueden reproducir tu música desde una biblioteca digital accesible sin tener que descargar ningún archivo. El stream de música ha evolucionado y probablemente seguirá haciéndolo a medida que aumente su popularidad, pero en general, es probable que te topes con dos tipos diferentes de ingresos por streams:

Ingresos por streams que provienen de una parte de los ingresos publicitarios generados por la plataforma, o
Ingresos que se obtienen en forma de una parte de los ingresos por suscripción generados por la plataforma.
Algunas plataformas sustituyen los ingresos por suscripción por publicidad, lo que significa que los fanáticos pueden usar el servicio sin cargo de suscripción, pero escucharán anuncios de forma intermitente durante su tiempo de escucha. Estos a menudo se denominan servicios “Freemium“.

Otros requieren una tarifa de suscripción mensual. En ambas situaciones, estos costos colectivos (las tarifas de suscripción y / o los costos pagados por los anunciantes) constituyen el conjunto de ingresos pagados a los artistas cuyas canciones se reproducen todos los días.

¿POR QUÉ DISTRIBUIR?
Sigue siendo totalmente válido que los artistas que recién están comenzando en sus carreras musicales digan: “Va, si hay plataformas gratuitas disponibles, ¿por qué no centrarse en ellas y compartir esos enlaces con fanáticos, blogueros y otros? Estoy lanzando mis canciones ¿pero a donde?”

La principal razón por la que deberías distribuir tu música digitalmente a todas las principales plataformas de streaming y tiendas digitales: el acceso. Retener música a los oyentes que prefieren Spotify o Apple Music sobre Soundcloud no beneficia a los artistas independientes que esperan construir su base de fans. Ya sea por la experiencia del usuario de la aplicación o simplemente por un hábito, los fanáticos de la música pueden ser bien tercos acerca de cómo eligen consumir, y con tantas opciones disponibles, ¿por qué no deberían serlo? Al elegir que tus lanzamientos estén disponibles en todos los ámbitos, estas facilitando mostrarlos a una audiencia más amplia, ya sea promocionando enlaces en línea o topando con un nuevo fan potencial en la vida real.

Uno de los mejores elementos de la creciente popularidad de los servicios de streaming es el concepto de descubrimiento. Los fanáticos que aman a ciertos artistas los escucharán en su aplicación preferida, solo para que se les recomienden artistas con un sonido similar. ¡En segundos, todos los días, los fanáticos encuentran sus nuevos favoritos simplemente escuchando sus viejos favoritos! La creación de listas de reproducción también se ha convertido en una herramienta esencial para el descubrimiento en algunas de estas aplicaciones, y aunque incluir tu música en una lista de reproducción es una tarea en sí misma, debes comenzar por algún lado.

Si bien estamos en el tema del descubrimiento, es importante recordar que cuando decimos “distribuye tu música por todo el mundo”, realmente nos referimos a todo el mundo. El hecho de que seas una banda de rock indie o un artista de hip hop con sede en EE. UU., Por ejemplo, no significa que a la gente de Corea del Sur que usa una aplicación como KKBox no le guste descubrir música nueva en esos géneros. Cuando eliges vender tu música digitalmente a través de TuneCore, tus lanzamientos terminan en plataformas que, si bien es posible que nunca hayas oído hablar de ellas, son extremadamente populares en diferentes países.

Es posible que aún no tengas los recursos para comenzar a hacer giras en otro continente, pero te sorprendería saber cuántos artistas independientes encuentran seguidores en lugares a los que nunca han viajado simplemente porque eligieron distribuir allí a través de TuneCore.

Finalmente, ¿quizás la razón más simple por la que deberías distribuir tu música digitalmente en nuevas tiendas y plataformas de transmisión? Dinero.

No solo es un sueño de los artistas ganar dinero con su música en línea, se convierte en una necesidad. Los espacios de ensayo, los instrumentos, las giras, las grabaciones y las campañas publicitarias tienen una cosa en común: cuestan dinero, mi bro.  Al registrarte en TuneCore y distribuir tu música, has dado el primer paso para ganar dinero con tu música. A partir de ahí, se necesitará mucha promoción y marketing, trabajo arduo y ajetreo para construir una base de fans y aumentar tus ventas y streams, pero tranqui, pues eso es algo en esta industria de la música que se ha mantenido constante a lo largo del tiempo.

Hay una TONELADA de recursos en el sitio de TuneCore para ver si todavía no nos crees sobre la distribución digital, desde las tiendas / plataformas con las que hay convenios y los informes de ventas hasta los pedidos anticipados y los servicios para artistas. Asegúrate de seguir a TuneCore en las redes sociales para que te mantengas al día con lo que está sucediendo y utiliza el blog de TuneCore para obtener un sinfín de consejos y sugerencias para avanzar en tu carrera. ¿Estamos?

¿Tienes un proyecto musical y estás buscando lanzar tu música en las plataformas digitales? Usa el código MARVIN en TuneCore y obtén el 50% de descuento al subir tu próximo lanzamiento.


TuneCore LATAM: “el artista es primero, siempre”