TXT :: Aarón Enríquez

Antes de la presentación del nuevo sencillo de Rodes Rollins, que ya está disponible en todas las plataformas digitales, platiqué con ella sobre el conjunto de tracks que ha ido soltando en lo que va del año y cómo las ha trabajado.

Antes de esto, la cantante norteamericana había soltado Young Adults, un EP con canciones muy íntimas, sobre relaciones amorosas en etapa de maduración, algo distinto a lo que está construyendo ahora, pues aunque mantiene el sello folk-country-americana que le apasiona, ahora está trabajando con una nueva banda con la que recién se presentó en Departamento, en la CDMX…

Ha evolucionado tu proyecto desde la visita anterior, que venías con un show acústico muy personal. ¿Cómo fue dar el paso a tener una banda armada?

Fue todo un reto porque yo escribo desde muy pequeña, pero para mí hacer canciones ha sido siempre un proceso muy aislado, de hacer canciones realmente desde dentro, solo yo con mi guitarra. Hace algunos años intenté formar una banda, pero es difícil encontrar personas que realmente entiendan cómo quieres sonar, y que además te entiendan en distintos niveles. Deben ser tus amigos tal cual porque hay muchos viajes, pasas por situaciones estresantes, entonces es más difícil de lo que se piensa, pero encontré un equipo increíble ahora y estoy muy contenta de haberlos encontrado.

¿Eso ha cambiado el sonido de tu propuesta?

Definitivamente, porque cada músico es un artista en sí, tienen un bagaje propio y tienen algo diferente qué decir y una manera distinta de acercarse a lo que yo escribo, a la canción que estoy tratando de crear, así es que definitivamente cambia el sonido y la sensación de la propuesta.

marvin_2018_rodesrollins

Háblame de las canciones que has ido soltando, empezaste al inicio del año con “Nasty Woman”.

Sí, “Nasty Woman” la escribí sin pensar que fuera necesariamente una canción feminista, pero después de escribirla me di cuenta de que definitivamente me quería colocar de ese lado porque en parte está inspirada en el proceso político que vivimos en 2016 en Estados Unidos. La frase “Nasty Woman” fue dicha por Donald Trump en contra de Hillary Clinton en algún momento de las campañas y ese insulto fue adoptado por el movimiento feminista como una manera de asumirlo y decir “sí, somos mujeres sucias o indecentes, ¿cuál es el problema?”. Eso transformó totalmente el sentido originalmente negativo, en algo positivo. El haber metido ese hook dentro de la canción me hizo sentir cómoda, me empoderó de alguna manera porque en la industria de la música las mujeres lidiamos con muchos temas, hay una sobresexualización de nuestros cuerpos y varias cosas poco agradables.

Fue interesante también porque yo trabajo prácticamente con puros hombres, a los cuales amo y adoro, pero que en el momento de la grabación y al escuchar lo que yo estaba cantando como que quisieron cambiar un poco la letra, a lo cual yo me negué debido en gran parte a este sentimiento de empoderamiento. Fue como decir que de todos los que estábamos ahí solamente yo sabía realmente de lo que estaba hablando.

<iframe width=”560″ height=”315″ src=”https://www.youtube.com/embed/erudfpy_iik” frameborder=”0″ allow=”autoplay; encrypted-media” allowfullscreen></iframe>

Después soltaste “Boom Pow”. ¿De qué se trata esa canción?

“Boom Pow” la escribí hace casi tres años, con otro productor y ahora descubrimos que tenía como que otro feeling. En aquel momento no la pudimos grabar y ahora que la retomamos me di cuenta de que mi música tiene esa influencia western, un poco americana y folk, entonces pensamos que de hecho el western tiene mucho esa influencia africana por un lado y latina por el otro, mexicana incluso. Entonces se nos llevó a hacer más evidentes esas influencias y resultó en algo quizá distinto a lo que había hecho anteriormente. Nos gusta mucho porque creo que la metimos en un terreno de exploración interesante.

<iframe width=”560″ height=”315″ src=”https://www.youtube.com/embed/IJDOaF-uRKA” frameborder=”0″ allow=”autoplay; encrypted-media” allowfullscreen></iframe>

Finalmente, ¿cuál es la historia de “Mystery Man”?

La canción es una historia vaquera totalmente, apegada a lo que me gusta hacer, pero le he metido un poco de todas las experiencias que he vivido en México. Tuve la oportunidad de trabajar con Noah Georgeson para esta canción; él es uno de mis héroes musicales, ha trabajado con varios artistas que me han inspirado como Natalia Lafourcade. La canción ha estado aguardando por un tiempo que me ha parecido eterno, así es que estoy muy contenta de que por fin salga y todos la puedan escuchar.

<iframe width=”560″ height=”315″ src=”https://www.youtube.com/embed/HtCgaV7dxA4″ frameborder=”0″ allow=”autoplay; encrypted-media” allowfullscreen></iframe>

¿Pasas mucho tiempo en México?

Sí, paso mucho tiempo por acá, de hecho, entiendo muy bien el español, solamente soy muy tímida para hablar en una entrevista todavía, pero me encanta la Ciudad y todo México en sí. De pequeña fui a una escuela bilingüe en Colorado, en donde el setenta por ciento de la clase hablaba español, entonces estoy muy familiarizada con la cultura mexicana y latina, creo que de cierto modo eso también está impreso en mi música, indudablemente.