El ex-vocalista de The Smiths recibió una peligrosa “marejada de amor” por parte de sus fanáticos.

El pasado sábado nuestro querido Morrisey se presentó en San Diego como parte de su tour actual.

Todo se desarrollaba con normalidad hasta que, casi al final del show -durante la interpretación de Everyday is Like Sunday”– varios espectadores subieron al escenario para estar cerca del ídolo.

Al principio Moz se mostró de bastante buen humor; sin embargo, las cosas pronto se pusieron un tanto peligrosas cuando, en un momento dado, uno de los asistentes se abalanzó sobre él de forma bastante agresiva.

Todo terminó con Morrisey abandonando el escenario a mitad de la canción y con el supuesto agresor siendo sometido por el equipo de seguridad.

Algunos aseguran que el fanático en cuestión tenía intensiones de golpear al cantante en la cara -la verdad es que el video se presta para esa interpretación-; sin embargo, el manager de Morrisey aseguró que el muchacho simplemente quería estar cerca del artista. El único problema fue que éste se pasó de “efusivo”.

Checa el video del incidente aquí abajo.