Warp, que con esfuerzo expansivo en cuanto al género de su catálogo de artistas se mantiene en la vanguardia, presenta el primer disco de la belga de origen caribe, Nala Sinephro.

Se trata de un disco claramente jazz pero que camina a través de la experimentación aproximándose por momentos al field recording y la new age meditativa.

Space 1.8 nos muestra a una artista que utiliza el harpa y la música para crear atmósferas sanadoras dentro de una unidad sónica, “frecuencias emitidas por el agujero negro de Perseo – una nota si bemol 57 octavas por debajo del do medio y mucho más allá del rango auditivo de los humanos“, reza la presentación del álbum.

Un disco que requiere de la atención y la delicadeza en el gesto de un cuerpo sin prisas por llegar a ningún lado.