FOT :: A Song Of Tryanny (Canción de tiranía), 2012 Federico Solmi, still de video.

Llega a México la exposición PUNK. Sus rastros en el arte contemporáneo. Este sábado 26 de noviembre, se abre al público en punto de las 12:00 hrs., dentro del marco del 40 aniversario del inicio del movimiento punk, con la participación colectiva de más de cuarenta artistas nacionales e internacionales, bajo la curaduría de David G. Torres, en el Museo Universitario del Chopo.

PUNK. Sus rastros en el arte contemporáneo, revela los rastros que ha dejado el punk en la producción artística contemporánea; e incluye trabajos precursores de este movimiento, así como obra de artistas que fueron activistas de esa subcultura.

 museo del chopo

The Return of the Prodigial Son (El regreso del hijo pródigo), 2014 Federico Solmi, still de video.

Esta muestra fue presentada en el Centro de Arte Dos de Mayo (CA2M) de la Comunidad de Madrid; ARTIUM de Vitoria-Gasteiz; y Museu d’Art Contemporani de Barcelona (MACBA). En el Museo Universitario del Chopo se exhibe una versión de la muestra que incluye al contexto mexicano, y que reúne pinturas, instalaciones, fotografías, videos, rastros documentales y piezas únicas, en un recorrido que aborda temáticas como el ruido, la negación, el nihilismo, la violencia, la sexualidad, entre otras. El punk es una filosofía y estilo de vida que alcanzó su auge entre 1976 y 1978 en Londres y Nueva York como expresión de rechazo total al sistema económico, político, social y cultural; como tal, concentra la evolución del pensamiento de la segunda mitad del siglo XX.  Es la respuesta ante la crisis social y política de los años setenta; una respuesta llena de rabia, inconformismo, negación y provocación. Recoge el lema “No Future” de movimientos anteriores como el situacionismo y el dadísmo pero, a diferencia de ellos, emerge en medio de la cultura de masas, lo que provoca que el punk transcendiera más allá de los setenta, del contexto anglosajón y de la escena musical.

museo del chopo

“Punk” (“Basura”) se convierte en un adjetivo que califica una forma de entender el mundo y de enfrentarse al contexto sociopolítico y a los convencionalismos, como lo hace gran parte del arte contemporáneo, de marcado espíritu crítico y cuestionador, señala David G. Torres, curador de la muestra.

PUNK. Sus rastros en el arte contemporáneo presenta el trabajo de algunos precursores del movimiento: Chris Burden, VALIE EXPORT y Ant Farm; también participan auténticos incitadores y activistas como Raymond Pettibon, Mike Kelley y Paul McCarthy; incluye la obra de aquellos que consideran al punk un referente como Jordi Colomer, Tere Recarens, Jimmie Durham, Pepo Salazar y João Onofre, y más. Las obras comprendidas en esta exposición, independientemente de su tipología, están realizadas bajo los referentes antes mencionados. En muchos casos el punk aparece explícitamente en los usos de elementos como el ruido, la tipografía de recortes, el antidiseño y el feísmo o con la inclusión de referencias explícitas a grupos musicales.

Otros artistas participantes son: Martin Arnold, Johan Grimonprez, Federico Solmi, Dan Graham, T.R Uthco/Ant Farm, María Pratts, Iztiar Okariz, Chiara Fumai, Raisa Maudit, Fabienne Audéoud, Eduardo Balanza, TRES, Die Tödliche Doris, Mabel Palacín, Christian Marclay, Guerrilla Girls, Brice Dellsperger, Juan Pérez Agirregoikoa, Jota Izquierdo, Israel Martínez, Aida Ruilova, Antonio Ortega, Luis Felipe Ortega, Daniel Guzmán, Tony Oursler, João Louro, Santiago Sierra, Yoshua Okon y Miguel Calderón, Nan Goldin, Enrique Ježik, Guillermo Santamarina, Kendell Geers, Laureana Toledo, Sarah Minter, Semefo, DR. LAKRA, y Gardar Eide Einarsson.