Delta Sleep se formó en Canterbury en el condado de Kent, Inglaterra, y luego se mudaron a la playera Brighton, desde donde se han propuesto hacer una combinación de math rock con indie que le brinda mayor inmediatez a los temas, que no se clavan en pasajes virtuosos, y que además son cantados -algo poco frecuente en el subgénero-.

TXT:: Juan Carlos Hidalgo

Spring Island es su tercer álbum y en su concepto es algo similar a lo que ocurre en 2001: Odisea del espacio: ¿qué hace un objeto avanzado y futurista en un entorno natural y rústico? Precisamente ese descontexto echa a andar la máquina de las ideas y para ello también abren con “Water Fall”, una introducción conducida por la voz que nos pone en el modo de que algo fantástico va a comenzar -apenas 1 minuto, 39 segundos de duración-.

Y luego sobreviene un punteo de guitarra que anticipa lo que van a hacer Delta Sleep a lo largo del disco… un entreveramiento entre el pop y los vericuentos del math rock y sus progresiones. Se antojaba un reto difícil de resolver, pero este maridaje funciona y se torna en una experiencia muy disfrutable a partir de “The detail” -el segundo corte-.

“View To A Fill” es quizá el tema más logrado de todo el lote y va de quiebre en quiebre de la batería, mientras el cantante pone enjundia en lo suyo para luego bajar hasta pasajes suaves. Para el video se inspiraron en los fondos cutres y demodés que usó Tyler, The creator en uno siyo y quisieron replicarlo, pero con un presupuesto bajo de verdad (y algo más de influencia de El mago de Oz).

Delta Sleep (Devin Yuceil, Glen Hodgson, Dave Jackson y Blake Mostyn) han hecho un estupendo sucesor de Ghost City (2018) al explorar un registro distinto; es “Planet Fantastic” la mejor prueba de que quisieron tirar del pop y equilibrarlo con el rock matemático -¡y triunfaron!-.

Spring Island (Sofa Boy Records, 2021) nos hace acordar de otra banda inglesa que tenía maneras semejantes: Wu Lyf, cuya historia se malogró. Pero con Delta Sleep las cosas parecen ir creciendo pues el álbum muestra gran cohesión y calidad musical, lo que en “The Softest Touch” es una evidencia (nos pone a imaginar a unos Fleet Foxes que aceleraran y en pleno pasón).

Delta Sleep han dado con algo que bien merece que se catapulten hasta las alturas de crítica y público. Ojalá y la suerte les de un abrazo, porque no todos los días bailan juntos el math rock y el pop. ¡Un gran hallazgo!

También te puede interesar: https://marvin.com.mx/pond-tame-impala-nick-allbrook-1/