No cabe duda de que la influencia de Quentin Tarantino es una de las más notables dentro de la historia del cine contemporáneo; mismo asunto que se debe a una visión creativa la cual tiene por principal misión llevar al extremos las posibilidades transgresoras de la imagen en movimiento.

Hace ya varios años, el director de Pulp Fiction dio rienda suelta a su lado más divertido al participar en un legendario segemento en el que comparte cuadro, ni más ni menos, que con los Muppets.

A lo largo de este sketch, Quentin trata de convencer a la Rana René de cómo terminar la cinta del Mago de Oz. Por supuesto, el icónico creador da rienda suelta a su retorcida imaginación, proponiendo una serie de escenarios que nada tienen que ver con una cinta familiar. Disfruta el video aquí abajo.