Kiss’ de Takahiro Kimura

KISS de Takahiro Kimura es simplemente eso, un beso entre un hombre y una mujer; pero la manera en que está hecho, nos hace recordar que no siempre el amor o el erotismo se ven bien. Todo lo contrario, una relación amorosa es también una distorsión de nuestro cuerpo, tiempo, e ideas.

Los collage que utiliza tiene un carácter simbólico, como las moléculas que nos constituyen, pueden adquirir tonos y trayectorias independientes del todo, que reaccionan ante el otro, se funcionan, se repelen, tiene vida propia. Bajo esta óptica, un beso "de lengüita" puede resultar asqueroso.
 
Desde 2003 Kimura ha estado obsesionado con los rostros, produciendo collages en movimiento, que adquieren vida, y mutan constantemente de un mismo dibujo, su interés está más en plantear una situación, que evoca sensaciones y experiencias, y no tanto en contar una historia, que es lo que más se hace en animación
 

TXT::[@VictoriaKarmin]

Notas Relacionadas